Dale las gracias y un abrazo a los que te critican.

Mucha gente, cuando comienza con un nuevo proyecto, es el blanco preferido para las críticas. Pareciera que algunos criticones lo toman como deporte, ya que se vuelven verdaderos profesionales a la hora de encontrar defectos a todo lo que hacen las personas que le rodean.

Aquella gente que es presa de las críticas más ácidas, normalmente se termina quejando, pues sienten que son injustos con ellos o que se comete un exceso cuando se les cuestiona. ¡Vaya desperdicio de energía! Puede parecer contradictorio, pero esa gente que te critica podría significar un gran impulso para lograr aquello que te propones.

Antes de seguir con este mensaje, queremos hablarle de una cualidad que debe tener un emprendedor. Seremos directos para hablar de ello: Si no estás preparado para ser un experto en aguantar críticas, mejor no te dediques a emprender. Busca algo más “seguro”. Otra actividad en donde te sientas protegido. El emprendimiento es un deporte de alto riesgo; te vas a exponer constantemente al fracaso antes de comenzar a tener éxitos. Si no puedes lidiar con eso, ya sabes que hacer.

Siguiendo con lo que se mencionó sobre los criticones y su abundante energía toxica, todo eso puedes usarlo a tu favor. Debes aprender a convertir la crítica en un escalón más a tu éxito. Ante cada fracaso, ellos van a ir por ti a dejar su veneno, pero si tienes éxito podrás callarlos. Que su mala vibra te impulse y no te estanque.

Cuando Ali, el mejor boxeador de todos los tiempos, subía a un ring de box y veía todas esas miradas y abucheos en su contra, no se achicaba. Al contrario, usaba todo eso a su favor para sentirse más capaz de lo que realmente era. Los resultados de su actitud lo llevaron a ser parte de la historia del boxeo mundial.

Entonces, no desperdicies el trabajo de tus opositores. Deja que ellos hablen todo lo que puedan. Mientras más hablen mal de ti, más escalones tendrás para llegar a tus objetivos. Mientras más éxito tengas, más bocas vas a callar. Mientras más críticas lleguen, da las gracias y reserva una mención honrosa para todos tus detractores, ya que sin querer te ayudaron a lograr lo que buscabas.

Facebook Comments